Si ha planeado unas vacaciones en la espectacular región francesa de Aquitania, no puede dejar pasar la oportunidad de visitar su capital, Burdeos, una de las ciudades más bellas y atractivas de Francia. Apodada «Perla de Aquitania» y «La Belle Endormie«, la ciudad nos encanta con su espectacular arquitectura y su patrimonio cultural.

Burdeos es considerada la capital mundial del vino. Es el anfitrión de la mayor feria de vinos del mundo, Vinexpo, y la viticultura aporta a la economía de la región más de 14 mil millones de euros anuales. El famoso vino de Burdeos se produce en esta región desde el siglo VIII, siendo considerado uno de los vinos de mayor calidad del mundo.

Lugares de interés en Burdeos

El centro histórico de la ciudad está inscrito en el patrimonio mundial de la UNESCO, y se caracteriza por ser «un sorprendente conjunto urbano y arquitectónico específico del siglo XVIII». Burdeos también es considerada la «Ciudad de Arte e Historia». No hay menos de 362 monumentos históricos (solo en Francia hay más de uno en París), algunos de los edificios que datan de la época romana.

Burdeos es una de las áreas más importantes con arquitectura urbana del siglo XVIII en Europa, siendo un imán para los turistas y las casas de producción cinematográfica. Las principales atracciones turísticas de la zona incluyen:

Esplanade des Quinconces, el mercado más grande de Europa.

Monumento de los girondinos, erigido entre 1894 y 1902, en memoria de los diputados de los girondinos.

Grand Théâtre, un imponente edificio neoclásico del siglo XVIII.

Place de la Bourse, construida entre 1730 y 1775 por el arquitecto real Jacques Ange Gabriel para albergar la estatua ecuestre de Luis XV.

Place du Parlament, un mercado de estilo italiano ubicado en el centro de la ciudad.

Pont de Pierre (Puente de piedra), construido por orden de Napoleón I en la década de 1820. Es un puente con 17 arcos, de unos 500 metros de largo.

Catedral de Saint-André, construida en estilo gótico entre los siglos XII y XVI.

– La iglesia de Saint Pierre, construida en el siglo XIV, en lugar de una capilla más antigua, y modificada varias veces hasta el siglo XIX.

La puerta de Cailhou, un monumento de transición del gótico al renacentista. Fue construido en 1495, como la principal puerta de entrada a la ciudad. También sirvió durante mucho tiempo como punto de acceso al Palacio de L’Ombrière, demolido en 1800 como resultado de los numerosos incendios que había sufrido.

MEET OUR TRAVEL ¿VIAJAS CON NOSOTROS?

Dejar respuesta

Por favor introduzca su comentario!
Please enter your name here

Responsable: Meet Our Travel.
Finalidad: Atender su solicitud y enviarle comunicaciones comerciales.
Legitimación: Ejecución de un contrato. Consentimiento del interesado.
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos: Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, indicados en la información adicional, que puede ejercer dirigiéndose a la dirección del responsable del tratamiento.
Procedencia: El propio interesado.